Artículos del Autor

¿Qué hacer después de graduarte en Psicología?

Qué hacer cuando acabas el Grado en Psicología: el MPGS

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

El artículo de hoy está enfocado a aquellos alumnos que han acabado el grado de psicología en España.

Cuando acabas la carrera de psicología y quieres enfocar tu vida profesional en el ámbito clínico, tienes dos opciones: formarte como psicólogo interno residente (PIR) o realizar un Máster que te habilita para trabajar como psicólogo en el ámbito privado.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Cursar un máster habilitante

Una vez has finalizado tus estudios de grado en psicología, una de las opciones para poder trabajar de forma legal en España es a través de un Máster que te habilita para trabajar con pacientes en el ámbito privado (a diferencia del PIR que te permite trabajar tanto en el ámbito privado como público). Uno de los problemas que muchos psicólogos se encuentran a la hora de hacer el Máster es la dificultad para poder compaginar el Máster con el trabajo que están realizando.

Por ello una de las mejores opciones es realizar un Máster en Psicología General Sanitaria online, por la facilidad que supone el no tener que desplazarte hacia la universidad y a su vez, la calidad con la que se está ofertando este tipo de formaciones online.

Aunque también se puede realizar la formación del Máster presencial en muchos centros, no hay olvidar que también tiene sus dificultades: poder acceder a ellos por la limitación en el número de plazas, así como otros problemas logísticos, como es el desplazamiento, aparcamiento, la dificultad para combinarlo con el ámbito profesional y también doméstico… Por ello, considero que la formación online es una de las mejores opciones para poder formarte de una forma totalmente eficiente.

A pesar de ser una formación online, no hay que olvidar que las prácticas sí que son presenciales en centros Sanitarios, por lo que la formación acaba siendo completa.

Uno de los problemas que puede tener la formación online es la sensación de soledad a la hora de formarte. Por ello es importante que, a la hora de realizar trabajos en grupo, puedan realizarse videollamadas donde los alumnos puedan conocerse más entre ellos y poder compartir las experiencias y el contenido de la propia materia.

Asignaturas del Máster en Psicología General Sanitaria

Algunas asignaturas que destacaría como más relevantes y completas para la formación de psicólogo General Sanitario son:

  • Evaluación y diagnóstico en población infantojuvenil
  • Intervención y tratamiento en población infantojuvenil
  • Intervención y tratamiento en población adulta y problemas del neurodesarrollo

Estas asignaturas permiten al profesional de la psicología tener una formación y una habilitación tanto para la evaluación, como el diagnóstico de la intervención en población, infantojuvenil y adulta de una forma completa, sistematizada y siguiendo un protocolo de intervención estandarizado.

La formación online ha venido para quedarse, facilitando al alumno y adulto, la posibilidad de poder crecer en el ámbito tanto personal como profesional, sin las limitaciones que conlleva hacer la formación presencial, gracias a la metodología que siguen grandes universidades online como VIU.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

El autodesprecio: características y cómo reducirlo

Características del autodesprecio y estrategias para reducirlo

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

El odio hacia uno mismo es un fenómeno complejo y doloroso que afecta a un número significativo de personas y en consulta lo encontramos contínuamente. Aquellos que experimentan este sentimiento a menudo luchan contra una batalla interna que les impide aceptarse, valorarse y amarse a sí mismos, y lo peor de todo es que en muchas ocasiones no son conscientes de este maltrato hacia sí mismos. En este artículo, exploraremos algunas de las razones por las cuales algunas personas sienten odio hacia sí mismas y qué estrategias se pueden llevar a cabo para trabajarlas.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Causas del autodesprecio

Las causas del autodesprecio son múltiples, pero nos enfocaremos en 5 que continuamente aparecen en consulta:

  1. Experiencias traumáticas del pasado
  2. Comparaciones 
  3. Autocrítica
  4. Expectativas no realistas y traicionadas
  5. Internalización de pensamientos negativos

Experiencias traumáticas del pasado

Una de las razones más comunes del odio hacia uno mismo son las experiencias traumáticas del pasado. El abuso emocional, físico o sexual, el bullying, la negligencia parental o cualquier forma de trauma pueden dejar cicatrices emocionales profundas que minan la autoestima y generan sentimientos de indignidad y autoaversión. Las personas que han experimentado trauma a menudo internalizan mensajes negativos sobre sí mismas, creyendo que son indignas de amor y respeto. 

Estas situaciones traumáticas dejan una huella muy presente en la autoestima y el autoconcepto (cómo se definen a sí mismas), provocando en muchas ocasiones una desvalorización y autodesprecio.

Comparaciones

En la era de las redes sociales y la cultura de la perfección (y por lo tanto de la baja tolerancia a la frustración), es fácil caer en la trampa de las comparaciones excesivas y las expectativas irreales. Muchas personas se sienten inadecuadas al comparar sus vidas, apariencias o logros con los estándares poco realistas establecidos por los demás. 

Existen dos tipos de comparaciones, las horizontales y verticales. En las horizontales, tenemos a compararnos con nuestros iguales, lo cual ayuda a acercar posturas (principalmente suelen ser ideológicas o experienciales). En el caso de las verticales, la tendencia es a compararse con aquél que tiene más, llevando fácilmente a una comparación donde el resultado propio sea negativo.

Autocrítica

La autocrítica es otro factor que contribuye al odio hacia uno mismo. Algunas personas tienen una voz que les recuerda constantemente sus defectos, errores y fracasos. Esta voz crítica puede ser tan poderosa que eclipsa cualquier sentimiento de autoaceptación, dejando a la persona atrapada en un ciclo interminable de autodesprecio.

Además, las personas con un perfil de autodesprecio interpretan las señales externas y los mensajes de los demás como variables que refuerzan su propio autodesprecio, sintiendo una mayor crítica a su manera de ser.

Expectativas no realistas y traiciones

Cuando las personas sienten que han traicionado sus propias expectativas o valores, pueden experimentar un profundo odio hacia sí mismas. Esto puede ocurrir cuando alguien se percibe a sí mismo como un fracaso o un farsante, incapaz de cumplir con las expectativas que ellos mismos han establecido. Esta sensación de decepción consigo mismo puede ser paralizante y generar un intenso odio interno. 

A mayor diferencia entre el “yo real” del “yo ideal”, mayor será la expectativa no realista y por consiguiente mayor será el autodesprecio.

Internalización de mensajes negativos

A lo largo de la vida, las personas pueden internalizar mensajes negativos sobre sí mismas provenientes de diversas fuentes, como la familia, los amigos, los medios de comunicación y la sociedad en general. Estos mensajes pueden involucrar creencias negativas sobre el propio valor y dignidad, alimentando el odio hacia uno mismo y disminuyendo la autoestima y la confianza en sí mismo.

Esta internalización es lo que en terapia también definimos como introyectos.

Estrategias para reducir el autodesprecio

Aunque el odio hacia uno mismo puede ser abrumador, no es insuperable. Con el apoyo adecuado y el compromiso con la mejora de uno mismo, muchas personas pueden aprender a sanar y cultivar un sentido más profundo de amor propio y aceptación. 

A continuación os compartiremos algunos caminos para trabajar el autodesprecio:

  1. Terapia individual o grupal
  2. Prácticas del autocuidado
  3. Practicar la autocompasión
  4. Desafiar las creencias limitantes 

Terapia

La terapia individual o grupal puede ser una herramienta invaluable para explorar y abordar las causas subyacentes del odio hacia uno mismo, así como para desarrollar habilidades de afrontamiento saludables y construir una autoestima sólida.

Prácticas de autocuidado

Priorizar el autocuidado y dedicar tiempo a actividades que promuevan el bienestar emocional, físico y mental puede ayudar a contrarrestar los sentimientos de odio hacia uno mismo. Esto puede incluir ejercicio, meditación, pasatiempos creativos, tiempo al aire libre y conexión con otros, además de los ejercicios que desde la terapia el psicólogo/a pueda recomendarte.

Practicar la autocompasión

La autocompasión y el perdón hacia uno mismo/a puede ser fundamental para superar el odio interno. Aprender a tratarse con amabilidad y comprensión, como lo harías con una persona querida, puede ser transformador en el viaje hacia la autoaceptación.

Desafiar las creencias limitantes

De forma más “autodidacta”, poder cuestionar y desafiar las creencias negativas y autocríticas sobre uno mismo es esencial para cambiar el diálogo interno y fomentar una visión más equilibrada y compasiva de uno mismo.

Como dice una frase Nassim Taleb, “la persona a la que más temes contradecir es a ti mismo”.

Estrategias para reducir el autodesprecio

Reducir el autodesprecio es fundamental para cultivar una relación más saludable y amorosa con uno mismo. Aquí te ofrecemos algunos consejos prácticos que puedes implementar por tu cuenta para comenzar este proceso de cambio y que también le pueden servir a muchos terapeutas para poner en práctica en terapia. 

  1. Identificar los disparadores del autodesprecio

Para abordar el autodesprecio, es importante entender qué situaciones o pensamientos desencadenan esos sentimientos negativos hacia uno mismo. Puedes utilizar un diario de registro de actividades junto con los pensamientos y emociones asociadas (en terapia se llama Registro Diario). Una vez que reconozcas estos disparadores, podrás trabajar para evitarlos o minimizar su impacto en tu bienestar emocional.

  1. Cultivar un buen diálogo interno

El autodesprecio puede alimentar un diálogo interno negativo. Para contrarrestar esto, te recomendamos hacer una lista de tus puntos fuertes, aquello que mejor se te dé así como aspectos positivos sobre ti mismo. Comienza con cosas simples que no necesariamente ames de ti mismo (cocinar, cuidar a una mascota…) y mantén esta lista a la vista y recurre a ella cuando necesites contrarrestar los pensamientos de autodesprecio.

  1. Desafiar pensamientos negativos

Cuando te encuentres atrapado en pensamientos de autodesprecio, tómate un momento para desafiarlos. Puedes añadir una coletilla al final de cada aseveración negativa como un: ¿seguro?. Por ejemplo, si piensas «me odio a mí mismo» porque crees que arruinaste una cita, cuestiona esa afirmación: arruiné una cita con una persona que quería… ¿seguro que fui yo quien la arruiné?. Desafiar tus pensamientos negativos puede ayudarte a cambiar tu perspectiva hacia una más realista y menos internalizada, abriendo la posibilidad a otras alternativas.

  1. Buscar ayuda profesional

Y ya para acabar, no pasa nada por acudir a consulta y trabajar esta manera de tratarse uno mismo. Nadie te ha enseñado cómo hablarte, incluso la mayoría ni siquiera somos conscientes en muchas ocasiones acerca de cómo nos hablamos (por ejemplo, el uso del sarcasmo o el cinismo es una forma de autodesprecio, pero nadie nos la ha enseñado). 

Puedes hablar con alguien de confianza o buscar la orientación de un profesional de la salud mental. 

 

Recuerda que el proceso de reducir el autodesprecio puede llevar tiempo y esfuerzo, pero con perseverancia y apoyo adecuado, es posible cultivar una relación más cálida y compasiva contigo mismo.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Más información del autodesprecio aquí

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

Recupera tu imagen digital: 7 Estrategias para restaurar tu reputación en línea

Estrategias para recuperar la reputación online

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

El mundo digital puede ser vertiginoso y aterrador, porque todo lo que digas o hagas, una vez que sale a la luz pública, se queda en internet para siempre. Ya sea una declaración comprometedora, acciones dentro de tu empresa o en tu vida personal que se han malinterpretado o información confidencial que ha trascendido a los medios, la reputación en línea puede ser tan frágil como valiosa. Un comentario negativo, una crítica no gestionada o incluso un error del pasado pueden dejar una marca duradera en tu presencia.

Sin embargo, la buena noticia es que siempre hay maneras de mejorar y restaurar tu reputación en línea; aunque no es una tarea sencilla, puedes sobreponerte. En este artículo, explicaremos siete estrategias efectivas que te ayudarán a recobrar la confianza y mostrar la mejor versión de ti mismo en la red. Además, consideraremos una opción que ha demostrado ser eficaz en este proceso: la ayuda de una agencia de reputación online.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

1. Asume la responsabilidad y aprende de tus errores

Dicen que todo en la vida es una oportunidad para crecer y que nunca se te presentan desafíos que no seas capaz de sobrellevar. Así que el primer paso hacia la mejora es reconocer y asumir cualquier error del pasado. Sea una mala gestión de comentarios, una respuesta inapropiada o cualquier otro tropiezo en línea, asumir la responsabilidad es crucial. Muestra humildad, aprendizaje y un compromiso genuino de hacer las cosas mejor.

2. Paso a paso, construye tu imagen nuevamente

Acercarte al público y dejar que vean quién eres en realidad es una buena forma de limpiar tu imagen. Las redes sociales son vitales en la formación de tu imagen en línea. Asegúrate de tener perfiles actualizados y profesionales en plataformas clave. Utiliza biografías concisas pero impactantes y comparte contenido relevante y positivo. La consistencia en la imagen y tono de voz contribuirá a forjar una reputación en línea sólida.

3. Trabaja en reseñas y comentarios

La gestión de comentarios y reseñas es esencial para cuidar tu reputación. Responde profesionalmente a los comentarios negativos, en lugar de sentirte ofendido, pues recuerda que cualquiera puede teclear algunas palabras altisonantes en internet. ¡No demuestres que te afecta lo que otros piensan de ti! Más bien actúa mostrando empatía y una voluntad genuina de resolver problemas. Destaca las reseñas positivas y agradece a quienes toman el tiempo de elogiar tus productos o servicios.

4. Crea contenido positivo y valioso

Una estrategia efectiva para mejorar tu reputación en línea es inundar la web con contenido positivo y valioso. Esto podría incluir blogs, artículos, videos o cualquier forma de contenido que resalte tus logros, valores y contribuciones positivas. Sé auténtico y busca construir una narrativa que refleje la realidad de tus fortalezas y logros.

5. Colabora con influencers

Las asociaciones con influencers pueden ayudarte a llegar a nuevas audiencias de manera positiva, siempre que sean personas con una reputación en línea impecable y que realmente aporten algo de valor a internet. Trabajar de la mano de personas con crecimiento profesional te ayudará mucho y te permitirá generar networking valioso para tu futuro. Sus recomendaciones y menciones pueden tener un impacto significativo.

6. Invierte en tu SEO

La optimización de motores de búsqueda (SEO) también juega un papel crucial en la reputación en línea. Crea y optimiza contenido positivo que sea relevante y que pueda clasificar alto en los resultados de búsqueda. Esto ayudará a enterrar cualquier contenido negativo en las páginas de resultados.

7. Busca ayuda de una agencia de reputación online

Enfrentar una reputación dañada puede ser abrumador, y es aquí donde una agencia de reputación online puede marcar la diferencia. Estas agencias cuentan con experiencia en la gestión de la imagen en línea, utilizando estrategias avanzadas para mejorar y proteger tu reputación. Desde la monitorización constante hasta la implementación de tácticas específicas, contar con expertos puede acelerar el proceso de recuperación y garantizar resultados efectivos.

¡Recupera el control de tu narrativa digital!

Recuperar tu reputación en línea puede llevar tiempo y esfuerzo, pero cada acción positiva suma. Combina estrategias como la gestión proactiva de comentarios y la creación de contenido valioso con el respaldo de una agencia de reputación online, y estarás en el camino hacia una imagen digital mejorada. Recuerda, la consistencia y la autenticidad son clave. Al final del día, se trata de mostrar tu mejor versión en el vasto escenario digital.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

Fobia a hablar en público: características y tratamiento

Miedo a hablar en público o Glosofobia: características y tratamiento

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

La fobia a hablar en público es un trastorno de ansiedad común que afecta a millones de personas en todo el mundo. Aquellos que experimentan esta fobia experimentan un miedo intenso y abrumador al hablar frente a un grupo de personas, incluso en situaciones relativamente informales, principalmente por el miedo a sentirse juzgado. 

A diferencia de la fobia social (miedo a la interacción social), la fobia a hablar en público es un tipo de fobia social (además, la más frecuente de todas las fobias sociales).

En este artículo os hablaremos de las características clínicas de la fobia a hablar en público, así como los tratamientos psicológicos más efectivos para abordar esta preocupante condición.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Características clínicas de la fobia a hablar en público

La fobia a hablar en público se caracteriza por una serie de síntomas emocionales, cognitivos y físicos que interfieren significativamente con la vida diaria de una persona. 

A nivel emocional, aquellos con esta fobia pueden experimentar una intensa ansiedad, nerviosismo y temor antes, durante y después de hablar en público. 

A nivel mental, experimentan pensamientos negativos y catastrofistas sobre su desempeño, como el miedo a hacer el ridículo o ser juzgados negativamente por los demás (más adelante entraremos más en detalle en este apartado). 

A nivel físico, los síntomas pueden incluir sudoración excesiva, temblores, taquicardia, náuseas, boca seca y dificultad para respirar.

Pensamientos negativos más comunes en la fobia a hablar en público

Siendo nuestro día a día un diálogo interior constante, en los casos en los que hay que hablar en público estos pensamientos se acentúan. Este diálogo puede contener elementos motivadores o, por el contrario, autoverbalizaciones negativas que alimentan la ansiedad y el miedo. En el caso de la fobia social, este diálogo interno es limitante, debilitante y genera unos niveles de tensión que bloquean aún más las estrategias de afrontamiento.

Anticipación de consecuencias negativas

Uno de los pensamientos más comunes es la anticipación de consecuencias negativas. Las personas con fobia a hablar en público a menudo anticipan el fracaso, imaginando escenarios donde sus palabras provocan en el oyente en juicios negativos y vergüenza ajena. Frases como «todos pensarán que digo tonterías» o «seguramente haré el ridículo» pueden ser recurrentes, afectando negativamente a la propia la confianza y aumentando la ansiedad.

Evaluación negativa de la situación y de las habilidades

La percepción negativa de la situación y las propias habilidades es otra trampa muy frecuente en esta fobia. Quienes sufren de fobia a hablar en público tienden a pintar la situación como algo horrible, creyendo que no les gusta y que carecen de las habilidades necesarias para enfrentarla con éxito. Esta visión distorsionada puede sabotear cualquier intento de sentirse seguro frente al público.

Sobregeneralizan errores pasados

Otro pensamiento paralizante es la sobregeneralización de los errores pasados. Las personas con fobia a hablar en público a menudo magnifican sus errores anteriores, convirtiéndolos en indicadores de fracaso total. Frases como «siempre me equivoco» o «cada intervención es un desastre» pueden mantenerlos atrapados en un ciclo de autocrítica y miedo al juicio de los demás. Por ello es importante en terapia fijarse en este tipo de frases para poder trabajarlas.

Atención a las reacciones fisiológicas

El miedo a hablar en público conlleva una preocupación constante por las reacciones fisiológicas. El nerviosismo activa el sistema nervioso simpático, provocando síntomas como sudoración, sonrojarse y temblores. Estas reacciones, vividas con ansiedad, intensifican el miedo, llevando a una hipervigilancia y un escrutinio del ambiente que aumenta aún más la tensión.

Comparaciones

La tendencia a compararse también alimenta la fobia a hablar en público. En lugar de inspirarse en modelos a seguir, las personas con fobia a hablar en público realizan estas comparaciones para resaltar sus propias debilidades, sintiéndose inferiores por no poder alcanzar un estándar idealizado de habilidad comunicativa.

Desvalorización de los logros (o sesgo de minimización)

Finalmente, la desvalorización de los logros es un obstáculo común. Las personas con fobia a hablar en público a menudo descartan cualquier elogio o reconocimiento, aferrándose a una etiqueta mental de incompetencia. Esto les impide reconocer sus propios avances y fortalezas, perpetuando una visión negativa de sí mismos y su capacidad para hablar en público (esta visión es compartida muchas veces con la depresión).

Tratamientos Psicológicos Efectivos

Afortunadamente, existen varios tratamientos psicológicos efectivos para la fobia a hablar en público que pueden ayudar a las personas a superar sus miedos y desarrollar habilidades para manejar la ansiedad en situaciones de presentación. Algunos de los tratamientos más comúnmente utilizados incluyen:

Terapia Cognitivo-Conductual (TCC)

La TCC es un enfoque terapéutico basado en la idea de que los pensamientos, sentimientos y comportamientos están interconectados. En el caso de la fobia a hablar en público, la TCC ayuda a las personas a identificar y desafiar los pensamientos irracionales y negativos que contribuyen a su ansiedad, así como a desarrollar habilidades de afrontamiento y técnicas de relajación para manejar la ansiedad en el momento presente.

Exposición Gradual

La exposición gradual es una técnica terapéutica que implica enfrentarse gradualmente a la situación temida, en este caso, hablar en público, en una serie de pasos o etapas progresivamente más desafiantes. Como técnica, se ha demostrado igual de eficaz que todo el tratamiento de TCC.

A medida que la persona se enfrenta repetidamente a la situación temida sin experimentar consecuencias negativas, su ansiedad disminuye gradualmente y su confianza en sí misma aumenta.

Técnicas de relajación

Las técnicas de relajación, como la respiración diafragmática, pueden ser útiles para reducir la ansiedad y promover un estado de calma y tranquilidad antes de hablar en público.

Entrenamiento en habilidades sociales

El entrenamiento en habilidades sociales o de comunicación es otra estrategia útil para aquellos que experimentan fobia a hablar en público. Esto puede incluir aprender técnicas de presentación efectivas, mejorar la expresión verbal y no verbal, y practicar la escucha activa y la empatía en situaciones de interacción social, así como trabajar la asertividad.

Apoyo de Grupo

Participar en grupos de apoyo o grupos de habilidades sociales puede ser beneficioso para algunas personas con fobia a hablar en público. Estos grupos brindan un entorno seguro y de apoyo donde los individuos pueden compartir sus experiencias, recibir feedback constructivo y practicar habilidades de comunicación en un contexto de grupo.

 

Será importante determinar si la fobia a hablar en público se enmarca como una fobia social, o bien es un miedo provocado por situaciones traumáticas pasadas (en este caso, será importante trabajar con EMDR), o bien porque la persona tiene dificultades para entender e integrar las habilidades de comunicación (hablarías de un posible perfil de Trastorno del Espectro Autista). Por ello, será relevante hacer una evaluación previa para saber si hay alguna otra dificultad más asociada.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Más información acerca de la Glosofobia o miedo a hablar en público aquí

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

5 Características de la psicopatía

Características clínicas de la psicopatía

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Hoy hablaremos sobre la psicopatía, desde un punto de vista clínico y no tanto de la cotidianidad. La psicopatía es un término que ha llamado la atención y la imaginación del público y ha sido ampliamente explorado a través de películas, series y libros. Sin embargo, más allá de su representación en los medios, la psicopatía es un trastorno de la personalidad complejo y que desde Orientación Psicológica os ayudaremos a comprender en profundidad. En este artículo, explicaremos cinco características clave que definen la psicopatía, brindando una visión más clara de este tipo de personalidad.

Para facilitar la comprensión de la psicopatía, intentaremos resumir este cuadro clínico en las 5 características que consideramos más relevantes:

  1. Falta de empatía y remordimiento.
  2. Encanto superficial.
  3. Impulsividad y comportamiento irresponsable.
  4. Engaño y manipulación.
  5. Falta de responsabilidad y culpa.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

1. Falta de Empatía y Remordimiento

Una de las características más prominentes de la psicopatía es la falta de empatía y remordimiento. Las personas con este trastorno tienen dificultades para comprender las emociones y sentimientos de los demás, y carecen de la capacidad de experimentar empatía genuina. 

Esta falta de empatía se refleja en su comportamiento insensible e indiferente hacia el sufrimiento de los demás, lo que puede llevar a la manipulación y explotación de aquellos que los rodean. 

Según Hellman y Blackman (1966), los rasgos psicopáticos y/o antisociales pueden manifestarse tempranamente en una tríada caracterizada por enuresis (hacerse pipí encima), maltrato animal, y piromanía (comportamientos pirómanos). Además, en los manuales de referencia para el diagnóstico de estos trastornos se ha destacado que los rasgos antisociales pueden desvanecerse con la edad, especialmente en aquellos sujetos con psicopatía, aunque siguen presentando tanto la falta de empatía como la falta de remordimiento.

2. Superficialidad y encanto superficial

Otra característica distintiva de la psicopatía es la superficialidad y el encanto superficial. Las personas con este trastorno suelen ser encantadoras, carismáticas y persuasivas en la superficie, lo que les permite manipular hábilmente a los demás para satisfacer sus propios deseos y objetivos. 

Según Cleckley (1903-1984), las personalidades psicopáticas tienden a mostrar un encanto superficial e inteligencia, junto con una falta de fiabilidad y sinceridad.

Esta característica de personalidad les permite subir puestos en empresas, rodearse de gente con poder, mover masas…

3. Impulsividad y comportamiento irresponsable

La psicopatía se caracteriza también por la impulsividad y el comportamiento irresponsable. Las personas con este trastorno tienden a actuar sin pensar en las consecuencias a largo plazo de sus acciones, buscando gratificación inmediata y evitando cualquier forma de restricción o control (muchas veces esta impulsividad se ve presente en otros trastornos como el TDAH o el Trastorno de la Conducta, aunque en este caso la impulsividad obedece a un plan previo). 

Esta impulsividad puede manifestarse en una variedad de comportamientos arriesgados, como el abuso de sustancias, la conducta sexual promiscua y la delincuencia.

4. Engaño y Manipulación

El engaño y la manipulación son habilidades comunes entre las personas con psicopatía. Utilizan la mentira y la manipulación para obtener lo que quieren, sin mostrar ningún remordimiento por sus acciones. 

Su capacidad para mentir con facilidad y convencer a los demás de su veracidad les permite ocultar sus verdaderas intenciones y llevar a cabo sus planes con éxito.

Este punto es el que hace que, además de ser poco frecuentes en terapia, sea extremadamente complicado identificarlos.

5. Falta de responsabilidad y de culpa

Finalmente, la falta de responsabilidad y de culpa es una característica fundamental de la psicopatía. Las personas con este trastorno tienden a culpar a los demás por sus problemas y dificultades, evitando asumir la responsabilidad por sus propias acciones. A diferencia de otros trastornos, la falta de responsabilidad va asociada a la culpabilización de otras personas de sus propias acciones, llegando a convencer a los demás que la culpa la tiene otra persona. 

No sienten remordimiento por el dolor o el sufrimiento que puedan causar a otros, y pueden justificar fácilmente comportamientos moralmente cuestionables con el fin de satisfacer sus propias necesidades y deseos.

Se ha observado que en dilema moral del tranvía (si no lo habéis leído, os recomendamos encarecidamente que lo leáis) el perfil de persona con psicopatía no dudaría en ningún momento de empujar a la persona a la vía, sin sentir además ningún tipo de remordimiento por ello.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

Claves para detectar y comprender la baja autoestima

Descifrando la Baja Autoestima: Comprender, Aceptar y Superar

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Cuando realizamos terapia, es sumamente importante analizar la autoestima del paciente, porque se trata de una de las variables psicológicas más importantes para la salud emocional, el bienestar y es clave en nuestra relación positiva con el entorno. Por desgracia, tanto en consulta como fuera de ella hay mucha gente que no posee una autoestima adecuada.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Características de la baja autoestima y sus causas

La baja autoestima se define como una evaluación negativa y poco saludable de uno mismo. Como dice la palabra, auto (uno mismo/a) estima (cariño, amor), es el cariño o amor que tiene una persona hacia sí misma. 

Las personas con baja autoestima tienden a sentirse inseguras, dudar de sus habilidades y valía, y pueden experimentar un constante sentimiento de insatisfacción consigo mismas. Como elemento a añadir, las personas que sufren de baja autoestima suelen proyectar en otras personas esta misma situación, y es por ello que sienten un rechazo por parte de la gente que los envuelve, al no poder acompañar o contener la baja autoestima que la persona está sintiendo. 

Esta condición puede tener diversas causas, que van desde experiencias traumáticas en la infancia, como el abuso emocional o físico, hasta la presión social y los estándares inalcanzables de la sociedad y los medios de comunicación. La comparación constante con los demás y la falta de apoyo emocional también pueden contribuir a la baja autoestima. En este punto, las redes sociales y la sociedad capitalista no ayudan nada a poder mantener un nivel anímico sano y constante. 

Los estudios aseguran que este aspecto tan importante de la personalidad no es algo estático, sino que puede variar a lo largo de la vida de una persona. A pesar de la interacción entre genes (lo que heredamos) y ambiente (contexto con el que nos relacionamos), también sabemos que la autoestima no es estática a nivel evolutivo y, por ello, a pesar de que a lo largo de los años la autoestima tienden a crecer, es durante la adolescencia que tanto en un género como en otro la autoestima baja.

Signos y síntomas de la baja autoestima

Algunos de los síntomas comunes incluyen la autocrítica excesiva, la tendencia a minimizar los logros personales, la evitación de desafíos por miedo al fracaso, la dificultad para aceptar cumplidos y la búsqueda constante de validación externa. Las personas con baja autoestima también suelen tener dificultades en las relaciones interpersonales, mostrando comportamientos como la sumisión excesiva o la agresividad pasiva. Estas actitudes son las que provocan un rechazo en los demás, reforzando aún más la baja autoestima que sienten.

Estrategias para superar la baja autoestima

Afortunadamente, la baja autoestima no es una sentencia permanente. Con el tiempo, esfuerzo y en muchas ocasiones terapia, es posible cultivar una autoestima más saludable y positiva. 

Algunas de las estrategias que se trabajan en consulta es la reestructuración cognitiva, por el que se desafían y reemplazan los pensamientos negativos con afirmaciones positivas y realistas sobre uno mismo. 

Otro elemento a trabajar es la práctica de la autocompasión y el autocuidado. Esto implica tratar a uno mismo con amabilidad y comprensión, en lugar de ser duro y crítico. Esto suele ser complicado porque las autoverbalizaciones de personas con baja autoestima suelen ser críticas, sarcásticas, cínicas… y es complicado poder detectarlas en terapia, así como que el paciente se pueda dar cuenta.

Buscar apoyo emocional en amigos, familiares o profesionales de la salud mental es de gran ayuda en el proceso de superación de la baja autoestima. Además, desarrollar habilidades sociales y establecer límites saludables en las relaciones puede mejorar significativamente la autoestima y la confianza en uno mismo.

¿Qué causa baja autoestima?

Como decíamos antes, las autoverbalizaciones negativas sobre uno mismo suelen ser despectivas. Este sería un factor de causa y mantenimiento de la baja autoestima. 

Los pensamientos que tienes sobre ti mismo parecen realidades absolutas, pero no dejan de ser solamente opiniones (aunque llegas a creerlas como si realmente hubieran sucedido). Se basan en las experiencias que has tenido en la vida, y los mensajes que estas experiencias han aportado para que formes una imagen de quién eres. Si has tenido malas experiencias, es probable que la valoración sobre ti misma sea negativa. Las experiencias cruciales (muchas veces en forma de traumas) que ayudan a forjar estas creencias negativas o positivas sobre nosotros mismos es muy posible (aunque no siempre) que ocurran en edades tempranas.

Problemas psicológicos asociados a la baja autoestima

Muchos de los problemas psicológicos o emocionales están asociados a la baja autoestima, y es por esto que uno de los motivos más frecuentes por los que nos piden una visita. Y puesto que la autoestima puede causar otros tipos de problemas (depresión, trastornos de la alimentación, adicciones, ansiedad, etc.), es necesario tomar medidas al respecto.

La autoestima es una parte crucial de nuestra salud mental y bienestar emocional. Reconocer y abordar la baja autoestima es el primer paso para cultivar una relación más positiva con uno mismo y con el mundo que nos rodea. Con el apoyo adecuado y el compromiso personal, es posible superar la baja autoestima y vivir una vida más plena y satisfactoria.

Para finalizar, me gustaría que pudierais reflexionar acerca de la siguiente situación: si no te sale algo que esperabas, o una persona te falla, o no alcanzas un objetivo deseado… ¿cómo te hablas a ti misma?, ¿te agradeces el esfuerzo hecho?, ¿utilizas palabras como afortunada de haberlo intentado o por el contrario te defines con un tono despectivo? Sería interesante que todos pudiéramos hacer este proceso reflexivo y, en caso de no ser autocompasivos, empezar por ahí.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Más información sobre la baja autoestima en Somos Estupendas aquí

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

El impacto de la pandemia en la salud mental de la ciudadanía

El malestar psicológico, los trastornos mentales y el consumo de sustancias han aumentado durante la pandemia

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Los meses de pandemia, el confinamiento y las medidas restrictivas consecuentes han supuesto un problema real en la población mundial. Algunos de los síntomas más presentes en la población española son el estrés, el insomnio, el miedo, los síntomas ansioso-depresivos y la irritabilidad y agresividad, entre muchos otros. Concretamente, en el artículo de hoy pretendemos explicar algunas de éstas dificultades y también dar a conocer Orbium, centro de tratamiento de adicciones, como uno de los más conocidos para tratar problemas de adicciones.  

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Estrés y ansiedad

La ansiedad es un estado emocional que tiene lugar como respuesta a una situación estresante. Si bien es cierto que día a día nos estamos enfrentando a experiencias que generan ansiedad y estrés, la vivencia actual de pandemia ha generado en muchas personas síntomas que han interferido en gran medida en su vida cotidiana.

Debido a que el estrés afecta a la capacidad atencional, comprensiva y decisiva de la persona, es importante gestionar el estrés y la ansiedad para adquirir el afrontamiento más funcional posible. En este sentido, para trabajar la ansiedad es importante tener en cuenta las indicaciones siguientes:

  • Conciencia de la ansiedad
  • Ayuda profesional
  • Identificando los síntomas de ansiedad
  • Causas de la ansiedad
  • Estrategias básicas de afrontamiento
  • Seguimiento

Específicamente, para la situación actual de pandemia y la ansiedad que ésta, de por se, genera, creemos conveniente destacar los siguientes 10 consejos que creemos que te pueden ser de utilidad poner en práctica:

  1. Deja de Informarte
  2. Has de ocuparte, no preocuparte
  3. Haz ejercicio físico
  4. Practica técnicas de relajación
  5. Cuida el sueño
  6. Socialízate
  7. Cuida la convivencia
  8. Jerarquiza tus prioridades
  9. Expresa tus emociones
  10. Acepta la situación que estás viviendo

Estrés y abuso de sustancias

El estrés generado por la pandemia también ha llevado al aumento de consumo de sustancias.

Según un estudio realizado por el equipo de Orbium, el consumo de psicofármacos y abuso de sustancias como el alcohol y las drogas son solo algunos de los síntomas que afectan hasta al 46% de la población española. Los profesionales de Orbium conocen la relación que existe entre situaciones de máximo estrés y el abuso o la recaída en el consumo de alcohol y sustancias estupefacientes y trabajan a partir de 3 fases: la desintoxicación, la deshabituación y la reintegración.

Conclusiones

Nos encontramos ante un escenario excepcional en el que saber qué y cómo hacerlo es realmente difícil. Es por eso que, como profesionales en la salud mental, recomendamos buscar ayuda a equipos especializados en la problemática que presentes.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

¿Cómo se pueden prevenir posibles trastornos de desarrollo en la infancia?

Existe un aspecto en el que se puede trabajar y que aporta resultados muy positivos: la prevención

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Los trastornos emocionales que se dan lugar en la infancia son un aspecto de la vida, por desgracia, demasiado común. Hasta hace relativamente poco tiempo, este tema era un auténtico tema tabú sobre el que había más desconocimiento y miedo que verdadera información, sobre todo, a nivel social

A pesar de que los médicos llevan décadas encargándose de tratar cualquier tipo de trastornos infantiles, lo cierto es que la información que llegaba directamente a la población era escasa y estaba llena de prejuicios. 

Por su parte, hoy en día, sabemos que la salud mental y emocional es tan importante como la salud física, por lo que hemos vivido un acercamiento a este tipo de términos en los últimos años. En la actualidad, se conocen cuáles son los principales trastornos infantiles que afectan a nuestros hijos, contamos con apoyo y ayuda de instituciones y centros de salud y conocemos los datos que nos mantienen alerta ante cualquier síntoma.

Y no es para menos, ya que, según datos de la Organización Mundial de la Salud, la mitad de las enfermedades mentales surgen antes de los 14 años y se calcula que aproximadamente el 20 por ciento de los niños y adolescentes del mundo sufren trastornos o problemas mentales actualmente. 

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

A continuación os presentamos este vídeo sobre el trastorno específico del aprendizaje, que seguro que os ayudará a acabar de entender el artículo:

El mejor método para mejorar la salud de los niños: la prevención

Las enfermedades mentales y los trastornos emocionales viven constantemente entre nosotros. Con mayor o menor implicación, pero es un hecho. Es cierto que, dentro de las características que pueden impulsar que un niño padezca una enfermedad de este tipo, la mayoría de las personas tienden a pensar que no se puede hacer mucho más por evitar este tipo de problemas. 

Sin embargo, existe un aspecto en el que sí se puede trabajar y que aporta resultados muy positivos, ya no solo en el descenso de casos de niños y jóvenes afectados por estas patologías, si no también por el correcto tratamiento de las mismas: la prevención

Gracias a los estudios iniciados en este tema, como el Máster en atención temprana online de Euroinnova Business School, cientos de profesionales de la salud mental se pueden centrar en estudiar cómo afectan estos trastornos a las vidas de los niños, qué síntomas presentan y, lo mejor, cómo podemos detectarlos a tiempo. 

Diversos estudios científicos han demostrado a lo largo de los años que la mejor ayuda ha sido y seguirá siendo la atención temprana. Así, también con la democratización de este tipo de estudios superiores, los nuevos talentos pueden formarse en un aspecto fundamental para cuidar de la salud de millones de personas en todo el mundo. 

La gran importancia de la atención temprana

Como se viene apuntando desde hace varios años, la atención temprana es el principal método con el que contamos hoy en día para  prevenir posibles trastornos de desarrollo en la infancia. Además de ser considerada un pilar fundamental para cuidar de la salud mental de los niños, la atención temprana es mucho más que un método educativo o de intervención psicosocial.

Hoy en día, la atención temprana constituye un proceso integral en sí misma, donde se reúnen diversos factores que cumplen un claro objetivo: facilitar el desarrollo de los niños en ámbitos que pueden ir desde la psicología, hasta las relaciones sociales o el propio desarrollo físico.

Además, la atención temprana, como ya comentamos, supone el principal método de prevención con el que cuenta el sector de la salud en la actualidad para evitar y controlar todo tipo de trastornos o retrasos en el desarrollo de los niños.

Gracias a la inclusión de la atención temprana dentro de los centros de salud y la aplicación de acciones de prevención, se han podido elaborar todo tipo de protocolos y estrategias completas que buscan organizar a los profesionales y actuar eficazmente ante un problema de salud mundial como lo son los trastornos de desarrollo en la infancia. 

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Los efectos positivos de aplicar la intervención temprana

Después de varias décadas de estudios, hoy en día, podemos decir que la atención temprana que se vuelca en analizar diversos factores que podrían afecta al desarrollo de los niños tiene un objetivo claro e inamovible. Además de ser un método de prevención y cuidado, la atención temprana va un paso más allá, creando toda una red de acción que incluye cualquier tipo de observación y actuación sobre los más pequeños. 

En términos generales, podemos hablar de que el principal objetivo de la atención temprana es ofrecer un método preventivo que permita obtener los mejores resultados ante cualquier problema. Desde reducir ciertos efectos de un trastorno del desarrollo, hasta facilitar y optimizar el propio desarrollo, introducir mecanismos y herramientas necesarias para adaptar las necesidades de cada niño al mundo o atender, apoyar y cubrir las necesidades que las familias puedan tener a raíz de la aparición de cualquier trastorno. 

Así, además de prevenir ciertos problemas derivados de los trastornos de desarrollo, se pueden encontrar soluciones efectivas que permitirán, no solo contar con opciones más interesantes para cada niño, si no que también pueden crear una red de apoyo que eleve al máximo los progresos, mantenga al niño en un buen contexto que potencie sus habilidades y permita también un control periódico natural. 

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

Los desafíos que conlleva la adolescencia, cómo poner límites en esta etapa

Poner límites en la familia repercute positivamente a la crianza y educación de los hijos

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Saber cómo poner límites a tu hijo adolescente es un problema muy frecuente en muchas familias. El desconocimiento de qué tipo de límites y cuándo impartirlos genera mucho malestar y dudas en muchos padres y madres. En el artículo de hoy vamos a conocer algunas de las indicaciones más recomendables sobre este ámbito.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

La negociación en familia

 La adolescencia es una etapa de la vida de tu hijo/a que conlleva muchos nuevos desafíos y en la que va adquiriendo cada vez más responsabilidades y autonomía. Eso conlleva que los límites que se establecen deben tener la opción también de ser negociados entre los diferentes miembros de la familia. ¿Qué significa, en este contexto, negociar?

  • Tener en cuenta la edad de tu hijo/a: no será lo mismo poner límites y negociar si tu hijo está iniciando la adolescencia, a los 12 años por ejemplo, que si ya está en las puertas de la adultez, es decir, a los 17.
  • Disponer del espacio en familia para hablar de los beneficios que puede conseguir si cumple los límites, así como de las consecuencias en caso de incumplimiento.
  • Encontrar un punto medio entre ambas partes, lo que implica ser flexible. Por ejemplo, en el caso de que tu hija de 16 años te pida llegar por la noche a una determinada hora, la cual consideras desmesurada, intentar hallar la hora en la que tanto tú como ella quedáis medianamente satisfechas.
  • Mostrarse empático con sus necesidades y ser asertivo con las propias.

El castigo como forma de impartir límites

En ocasiones se puede caer en el error de pensar que el castigo es una forma perjudicial de conseguir poner límites, pero estudios demuestran que si éste está bien aplicado puede conseguir la reducción y/o eliminación de conductas no deseadas.

Desde Orientación Psicológica recomendamos aplicar lo que se conoce como castigo negativo, esto es, la retirada de aquella fuente de alimentación (como puede ser quitarle los videojuegos durante unos minutos). En el caso del castigo positivo, lo que estaríamos haciendo es aplicar un estímulo negativo cada vez que realiza la conducta que queremos que deje de realizar (como por ejemplo sería pegarle).

Vamos a ver qué características tiene que cumplir el castigo (negativo) para ser efectivo:

  • Demora del castigo: el castigo es más eficaz cuando más se aproxima su aplicación a la emisión de la conducta no deseada. Por lo tanto, tenemos que tratar de aplicar el castigo inmediatamente después de la realización de la conducta.
  • Programa de aplicación: el castigo tiene que ser lo que se conoce como “de aplicación continua”. ¿Qué significa esto? Que tiene que aplicarse cada vez que se realice la conducta no deseada.
  • Regulación temporal en la secuencia de la respuesta: lo que significa que el castigo resulta más eficaz si se castigan los primeros eslabones de la cadena conductual. Es decir, es más útil aplicar el castigo cuando se inicia la conducta que queremos eliminar que cuando ésta ya se ha desarrollado más.
  • Fuente de reforzamiento: es más eficaz si, a la vez que aplicamos el castigo, eliminamos fuentes de reforzamiento. Veamos un ejemplo para comprenderlo mejor: si a un alumno le pides que salga unos minutos de clase y pase un tiempo en el pasillo debido a su mal comportamiento, es primordial que en el pasillo no obtenga otras fuentes de reforzamiento -por ejemplo, verse con otros compañeros-, porque de ser así se perdería toda la eficacia del castigo.
  • Variaciones del castigo: es más eficaz si se varían los tipos de castigo.
  • Combinar con reforzamiento de respuestas alternativas: es esencial que si castigáis a vuestro hijo o hija por algo que ha hecho mal, éste también reciba un reforzamiento por aquello que ha hecho correctamente.
  • Contingencia conducta-castigo: a la hora de aplicar un castigo debe quedar claro que X castigo sigue a Y conducta, si hay ambigüedad en las consecuencias que desencadena la conducta el castigo resultará ineficaz.
  • El castigo debe ir precedido de una advertencia.

Conclusiones

 Poner límites a tu hijo/a adolescente es una parte esencial de la crianza y educación, dado que ayuda al adolescente a formarse unas creencias y unos valores. Además, es imprescindible para aprender que todos los actos tienen unas consecuencias y que ir adquiriendo la independencia propia de la edad conlleva asumir unas responsabilidades.

 

Recomendamos consultar con profesionales siempre que se tengan dudas sobre cómo y cuándo impartirlos. Buscar ayuda es ayudar al proceso de desarrollo de tu hijo/a.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

La adicción al cibersexo en pandemia

Tratamiento de la adicción al cibersexo

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

La adicción al cibersexo es un problema real. El consumo de páginas de contenido sexual ha aumentado considerablemente como consecuencia de las restricciones y la estancia en el domicilio por la situación actual de la Covid-19. A continuación os explicaremos las características principales de la adicción al cibersexo y, más adelante, cómo controlar la adicción al sexo.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Características de la adicción al cibersexo

  • Anonimato
  • Comodidad
  • Vía de escape

Estas 3 características favorecen que el consumo de pornografía haya aumentado tanto en hombres como en mujeres.

Se ha demostrado que en el caso de las mujeres, el cibersexo permite ocultar su apariencia física, mostrar un actitud más desinhibida y eliminar prejuicios sociales. 

En cuanto a los hombres, permite disminuir la ansiedad por la ejecución del sexo y, a su vez, permite ocultar su apariencia física.

Tratamiento de la adicción al cibersexo

El tratamiento que se ha demostrado más afectivo es el multidimensional, donde se puede trabajar de forma individual, en pareja y también se ha demostrado eficaz el tratamiento grupal.

El objetivo del tratamiento es el uso controlado de la pornografía. Se opta por el uso controlado dado que la eliminación de la pornografía resulta imposible, por la facilidad de su alcance a las diferentes plataformas, las cuales cada vez se lucran más de ello. 

Técnicas para el tratamiento de la adicción al cibersexo

  • Módulo psicoeducativo sobre el cibersexo: consiste en explicar en qué consiste la adicción al cibersexo y sus principales consecuencias.
  • Aumentar la motivación en el propio tratamiento
  • Uso de la terapia cognitivo-conductual enfocada en el autocontrol: la planificación ambiental es el elemento central para dificultar el acceso al contenido pornográfico.
  • Terapia familiar y/o de pareja
  • Discusión sobre los pensamientos negativos relacionados con el cibersexo mediante el modelo ABC de Ellis: este modelo consiste en identificar 3 componentes principales, que son los antecedentes (A), las creencias (B) y las consecuencias (C) de dichas creencias.
  • Exposición con prevención de respuesta y distracción
  • Entrenamiento en solución de problemas
  • Autoinstrucciones
  • Planificación de actividades agradables 
  • Desvanecimiento o retirada gradual del control de estímulos: todas aquellas estrategias (por ejemplo, clave de seguridad para acceder al ordenador) utilizadas para controlar el acceso al contenido sexual se van reduciendo para potenciar la responsabilidad de la persona en su propio autocontrol.
  • Prevención de recaídas: mantener los cambios conseguidos con el tratamiento y detectar situaciones desencadenantes de posibles recaídas.

Conclusiones

Si crees que el consumo de pornografía ha aumentado en tu vida de forma problemática como consecuencia de la situación actual de pandemia, te recomendamos acudir a un psicólogo especializado en adicciones para encontrar un estilo de vida sexual saludable.

Nota aclaratoria

Creemos oportuno diferenciar entre la adicción al cibersexo y adicción al sexo. Hasta ahora hemos hablado de la adicción al cibersexo y el tratamiento más eficaz para ella. En cuanto a la propia adicción al sexo, estaríamos hablando de la nimfomanía -en mujeres- o satiriasis -en hombres-, para los cuales el tratamiento es otro diferente, que su explicación daría lugar a otro artículo.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos