Mundo Psicología

amígdala cerebral

Amígdala cerebral: función, emoción y estructura

Amígdala cerebral: características, localización y las 5 funciones básicas.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Quizás habéis oído hablar de la amígdala cerebral, esta pequeña zona del cerebro, pero con funciones muy importantes. 

Primero de todo, ¿DÓNDE LA UBICAMOS? La amígdala cerebral es una región del denominado sistema límbico.

amígdala cerebral
CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Vídeo explicativo sobre la Amígdala y sus funciones

A continuación os presentamos este vídeo explicativo acerca de la amígdala cerebral, su ubicación en el sistema límbico y la relación que tiene la amígdala con las emociones:

Funciones de la Amígdala Cerebral

Las funciones básicas de la Amígdala cerebral son 5:

  1. Recepción de la información del entorno
  2. Anticipación de una respuesta emocional
  3. Consolidación y almacenamiento de la información emocional
  4. Modula emocionalmente la memoria episódica
  5. Desarrollo de la cognición social

A continuación os explicaremos cada una de estas funciones de la amígdala, estructura cerebral muy estudiada en el mundo de la neurociencia:

1. Recepción de la información del Entorno

La amígdala cerebral se encarga de recibir información del entorno y captar los estímulos que considera significativos, es decir, importantes para nosotros.

Por ejemplo, si hace poco tiempo tuviste una pesadilla con una persona que llevaba un sombrero negro, cuando veas un sombrero o una gorra negra, tu atención se dirigirá a ella con más facilidad. Esta dirección de la atención a un estímulo saliente (el sombrero negro) es debido a la amígdala.

2. Anticipación de una respuesta emocional

La amígdala anticipa una respuesta emocional ante estos estímulos previamente detectados.

La amígdala nos pone en marcha y nos prepara para este estímulo (nos puede generar taquicardia, tensión muscular, aumento de la respiración, dilatación pupilar, etc.).

Un ejemplo práctico donde interviene la amígdala como estructura que recibe información y pone en marcha estructuras motoras y emocionales, es a través de la música. 

Diversos estudios han demostrado que la amígdala cerebral es una de las estructuras cerebrales más relevantes en la respuesta emocional a un tipo de música.

Se ha hallado que aquellas personas que tienen una lesión de la amígdala no tienen problemas con la percepción musical, pero no pueden reconocer la música atemorizante, aunque sí podían diferenciar la música alegre y la triste. Así pues, las lesiones de la amígdala afectan al reconocimiento de un estilo musical que normalmente se asocia con miedo.

3. Consolidación y almacenamiento de la información emocional

Otra de las funciones que tiene la amígdala es  la de consolidar y almacenar información emocional, experiencias emocionales que nos marcaron.

Por poner un ejemplo: ¿Quién no recuerda su primer beso? 

4. Modula emocionalmente la memoria episódica

La memoria episódica es aquella memoria que nos ayuda a recordar sucesos autobiográficos: momentos vividos en nuestras vidas, emociones asociadas, etc.

Por ejemplo, es probable que todos y todas recordemos qué estábamos haciendo y dónde nos encontrábamos el día del atentado de las torres gemelas, cuando recibimos la noticia (volvía de un viaje con mi familia; estaba en casa mirando una película; estaba con mis amigas tomando un café, etc.). Esto es memoria episódica (un acontecimiento de nuestra vida, vivido directa o indirectamente), que la amígdala se encarga que recordemos ya que para nosotros/as fue muy chocante y, consecuentemente, esta pequeña región consideró que no debíamos olvidar.

Modular la memoria episódica significa, en este caso, reforzar el trazo de memoria de aquél acontecimiento para que lo recordemos como si fuera ahora.

5. Cognición social

La amígdala cerebral se activa cuando vemos personas de otra cultura y, también, a la hora de analizar si un rostro nos transmite confianza o, por el contrario, es mejor que nos alejemos. 

En la cognición social también interviene otro elemento, la oxitocina, que además se libera en nuestro cerebro cuando la amígdala está más activada para contrarrestar su nivel de activación.

LIBRO RECOMENDADO POR ORIENTACIÓN PSICOLÓGICA

Los productos aquí enlazados están a la venta en Amazon. Incluyen un código de Afiliado Amazon Associates que nos cede un pequeño porcentaje de las ventas. Los productos están seleccionados por los autores del blog, pero ni Amazon ni los editores de los libros o fabricantes de los productos participan en dicha selección.

La amígdala y las emociones

La amígdala cerebral se relaciona directamente con la identificación y expresión de las emociones, y específicamente de dos: el miedo y el desagrado. Vamos a estudiar la relación de la amígdala y las diferentes emociones:

La amígdala y la emoción de miedo

La amígdala controla la integración de los componentes del miedo. 

La amígdala se localiza en los lóbulos temporales y se compone de 12 grupos de núcleos, cada uno de los cuales con varias subregiones. Hablaremos del núcleo lateral, basal y central.

La activación del núcleo central induce una serie de respuestas emocionales emocionales. El núcleo central es la región más importante del cerebro para la expresión de respuestas emocionales provocadas por estímulos aversivos. Si se elimina el núcleo central, tendremos los siguientes efectos:

  • La respuesta de miedo desaparece
  • Las personas se muestran dóciles
  • El nivel en sangre de hormonas relacionadas con el estrés es más bajo
  • Son menos propensos a padecer úlceras u otros tipos de enfermedades provocadas por el estrés

Lo más importante del núcleo central es la capacidad de aprender que una determinada situación es peligrosa o amenazante.

La amígdala cerebral está involucrada en R de vital importancia para la supervivencia, regulada por la corteza prefrontal ventromedial, que juega un importante papel en el control de la expresión de las R emocionales (participa en el proceso de aprendizaje de la extinción).

También se sabe que las personas con lesiones de la amígdala tienen dificultades para adquirir respuestas emocionales condicionadas. Las lesiones de la amígdala también interfieren en los efectos de las emociones sobre la memoria.

La amígdala y la emoción de desagrado

Diversos estudios han encontrado que el daño de la corteza de la ínsula y los núcleos basales perjudica la capacidad de las personas para reconocer las expresiones faciales de desagrado.

Tanto percibir un olor desagradable como ver la cara de una persona con una expresión de desagrado activan la corteza de la ínsula. En la ínsula se halla la corteza gustativa primaria.

Conclusión

Estas son, en conclusión, las 5 funciones principales de la amígdala.

Por tanto, la amígdala cerebral es una región importantísima en nuestro cerebro ya que gracias a ella podemos experimentar y expresar una gran cantidad de emociones y sentimientos.

Bibliografía

Del Abril Alonso, A., Ambrosio Flores, E., de Blas Calleja, M.A., Caminero Gómez, A.A., Lecumberri, C.G., y de Pablo González, J.M. (2016) Fundamentos de Psicobiología. 1ª edición. Madrid: Sanz y Torres.
Redolar, D. (Ed.) (2014). Neurociencia cognitiva. Madrid: Panamericana.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

el mundo de las emociones

El Mundo de las Emociones

Desarrollo del mundo de las emociones desde el nacimiento.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

¿Evolutivamente, cuándo se da el despliegue del mundo de las emociones? ¿A qué edad, aproximadamente? Vamos a verlo:

Nacimiento

Des del nacimiento ya aparecen emociones, como por ejemplo el placer ante cosas que les gustan; el interés por su alrededor y el disgusto y malestar cuando algo no les agrada. 

3 – 4 meses

la tristeza y el enfado son las dos emociones siguientes que aparecen.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
tristeza
enfado

4 meses

Se conoce que a los 4 meses aparecen la alegría, la sorpresa y la rabia.

alegría
sorpresa
ira

7 meses

A esta edad, aproximadamente, es cuando los niños y niñas pueden comenzar a experimentar y expresar el miedo.

miedo

11 – 12 meses

Cuando cumplen, aproximadamente, un año, es cuando comienzan a experimentar timidez y vergüenza.

timidez

2 años

En esta edad aparece el orgullo.

orgullo

3 – 4 años

Ya se van haciendo un poco más mayores y es entonces cuando comienzan a experimentar emociones más complejas, como por ejemplo la envidia e incluso el sentimiento de culpabilidad.

5 – 6 años

Las últimas emociones en aparecer son aun más complejas. Estas son la inseguridad, la humildad y la confianza.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

depresión en la infancia

¿Se puede diagnosticar depresión en la infancia?

El diagnóstico de la depresión en la infancia.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Sí, sí se puede diagnosticar depresión infantil en la infancia así como en la adolescencia. Es difícil aceptar que a nuestro hijo o hija le puedan diagnosticar depresión, ¡si es muy pequeña! Desgraciadamente se diagnostican, y cada vez más… y no es raro si tenemos en cuenta que el inicio de este trastorno se sitúa al inicio de la adolescencia.

En caso de que un familiar tenga depresión, ésto hace más probable que su hija también lo desarrolle, concretamente el riesgo es de 2 a 4 veces mayor. Esto tiene relación con la heredabilidad, que es aquella influencia genética que transmitimos a nuestros hijos. 

En el caso de la depresión, se ha demostrado que la heredabilidad se sitúa en torno al 40%

Antes de finalizar, queremos ofreceros un dato más: Cuando el trastorno dura más de 1 año, en el caso de niños y adolescentes, se diagnostica como “Trastorno depresivo persistente (o también llamada, distimia)”.

Si tenéis más dudas respecto al diagnóstico de la depresión en la infancia, podéis visitar el apartado Evaluación de la Depresión Infantil.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Más información acerca de la depresión en QueEsLaDepresión

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

Procesos de influencia social: Efecto Orne, Rosenthal, Pigmalión, VanderBilt y Hawthorne

Procesos de influencia social: Efecto Rosenthal, Pigmalión, Vanderbilt, Hawthorn y Orne.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Todos sabemos que, en mayor o menor grado, estamos influenciados por todo lo que nos rodea. En muchas ocasiones, nuestras expectativas, aquello que creemos que puede pasar, acaba pasando. No hablamos de mirar a un bolígrafo y esperar que caiga por su propio peso, sino que hay algunas circunstancias en las que las expectativas de uno modifica las conductas y el rendimiento de otros. Para ello, os vamos a explicar alguno de estos ejemplos, ¡esperamos que os resulten curiosos!

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

EFECTO ROSENTHAL

El Efecto Rosenthal aparece en el contexto de investigación: los deseos de los científicos, cuando están realizando un experimento, transmiten (por suerte de forma no intencional) sus deseos, los resultados que esperan obtener.

Los pacientes, en este caso, se ven influenciados por las expectativas y prejuicios del experimentador, comportándose así como éste espera y no como lo haría normalmente, finalizando el estudio con aquello que esperaba el experimentador y que, posiblemente, no se hubiera dado si esta situación se hubiera controlado.

EFECTO PIGMALIÓN

El Efecto Pigmalión aparecen en el contexto académico: el profesor transmite sus deseos y expectativas, de forma no intencional, a sus alumnos/as.

Debido a este efecto, los alumnos que el profesor espera obtener buenos resultados realmente obtendrán buenos resultados, mientras que aquellos que el profesor espera tener los peores, desgraciadamente, se acaban obteniendo.

EFECTO VANDERBILT

El Efecto Vanderbilt aparece en el contexto terapéutico: los deseos del terapeuta influyen en los del paciente.

Esto lleva como resultado que estos los pacientes cambien su comportamiento involuntariamente. 

EFECTO HAWTHORNE

El Efecto Hawthorne aparece en el contexto experimental, cuando la presencia y observación del investigador influye en la respuesta del sujeto.

A diferencia del primero, en este caso el científico está presente, y es esta presencia la que hace que el investigado modifique, en algún momento, su comportamiento.

EFECTO ORNE

El Efecto Orne sirve para describir cuando una persona investigada se comporta como cree que los otros esperan que se comporte.

Aunque en muchas ocasiones hemos de vigilar nuestro comportamiento, actitud, emociones… y adecuarnos al contexto, en este caso la persona analiza cómo debería de comportarse haciendo inferencias sobre aquellos que le investigan, sin obtener información previa de cómo debería ser su comportamiento. 

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

corteza prefrontal

Corteza Prefrontal dorsolateral y Prefrontal ventromedial

Funciones de la Corteza Prefrontal Ventromedial y Corteza Prefrontal Dorsolateral

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Sabemos que La Razón es lo que nos diferencia del resto de animales y, por ende, nuestra razón también nos diferencia entre nosotros. Pero, ¿dónde localizamos esta «razón»? Muchos investigadores han encontrado lo que puede ser este hito, y es la Corteza Prefrontal.

Esta área, situada en la región frontal del cerebro (y encima de nuestros globos oculares) desempeña una serie de funciones muy importantes.

Estas funciones, a su vez, se encuentran dañadas en algunos trastornos, como es el caso del Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad.

Así pues, si la Corteza Prefrontal es tan importante, ¿qué funciones desempeña?

  • Memoria de Trabajo
  • Funciones Ejecutivas
  • Proceso de Toma de Decisiones

Pero hablar sólo de estas 3 funciones del CPF sería muy reduccionista. Por ello, preferimos hablar de la corteza prefontral describiendo las 2 áreas que deben diferenciarse cuando hablamos del Córtex Prefrontal:

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Corteza Prefrontal Dorsolateral (CPFdl)

Algunas de las funciones más importantes de la Corteza Prefrontal Dorsolateral son:

  • Interviene en los juicios morales así como las decisiones que implican riesgos (propensión a tener un juicio moral utilitario) y recompensas personales. Los mecanismos neurales de la emoción sugieren que las emociones juegan un papel importante (quizás el más importante) en la elaboración de los juicios morales. Tomar decisiones como coger el bus o el tranvía no activa esta región.
  • Participa en la memoria operativa (algunos también tienen como sinónimos memoria de trabajo)
  • Se encarga de seleccionar la mejor respuesta
  • Verifica la información recuperada en la memoria a largo plazo
  • Se encarga de la evaluación y ejecución de estrategias (funciones ejecutivas)

Corteza Prefrontal Dorsolateral y el TDAH

En el apartado Como saber si mi hijo tiene tdah comentamos que los niños con TDAH tienen alteradas las funciones ejecutivas, la memoria de trabajo y la toma de decisiones. Es esta zona la que se encarga de las tres funciones, que podemos englobar bajo la categoría Control Cognitivo.

Los niños con TDAH tienen esta área menos desarrollada, debido a un retraso madurativo que no ha permitido que esta región madure a un ritmo normal y, en consecuencia, tienen alterada esta zona del cerebro.

córtex prefrontal evolución

Corteza Prefrontal Ventromedial (CPFvm)

A continuación se especificarán un seguido de funciones que se relacionan con la corteza prefrontal ventromedial:

  • Si se activa esta zona, la respuesta emocional condicionada a un estímulo se reduce. Por ejemplo, si tenemos condicionado el dibujo de un payaso a una respuesta de miedo, si activamos esta área mientras observamos un payaso, nuestra respuesta de miedo se reducirá.
  • Control directo en la conducta emocional. Esta área recibe aferencias de diferentes partes del córtex prefrontal, así como de otras áreas, y es la que toma la decisión de dar un tipo de respuesta emocional (la región derecha de la corteza prefrontal ventromedial es la que tiene un papel decisivo) enviando su respuesta a la CPFdl.
  • Sus aferencias le aportan información sobre lo que está sucediendo en el entorno y de los planes que está haciendo el resto del lóbulo frontal; sus eferencias le permiten influir en diversas conductas y respuestas fisiológicas, incluyendo las respuestas emocionales, organizadas por la amígdala.
  • Los datos existentes sugieren que la corteza prefrontal ventromedial actúa como conexión entre los mecanismos cerebrales implicados en las respuestas emocionales automáticas (tanto aprendidas como no aprendidas) y los implicados en el control de conductas complejas.
  • Derivado de la función anterior, la corteza prefrontal ventromedial utiliza las reacciones emocionales para guiar la conducta y controlar la manifestación de estas reacciones en diversas situaciones sociales.

Corteza Prefrontal Ventromedial y el TDAH

Esta zona, a diferencia de la anterior, tiene en cuenta el componente emocional. También está alterada en las personas con TDAH, con un menor grado de desarrollo.

Debido a esta situación, la toma de decisiones no será la correcta, tomando como decisión aquellas estrategias en las que el componente emocional tiene un peso importante.

Por ejemplo, ante la pregunta: a quién quieres más, ¿a tu madre o a tu padre? Si tuviéramos esta región afectada, seguramente que tomarías una decisión denominada utilitaria (no se tiene en cuenta el componente emocional, sino únicamente el utilitario, aquél que es más «útil»).

Conclusión sobre la Corteza Prefrontal

La corteza prefrontal (tanto dorsolateral como la ventromedial) es una región muy importante en el cerebro, formada por diferentes áreas  y recibe información de diferentes partes del cerebro. 

Como hemos visto, esta área está implicada en las respuestas cognitivas, emocional y (aunque no lo hemos explicado aquí) también motoras. 

Esta área está afectada en algunos trastornos, como es el caso del TDAH, así como de la Esquizofrenia o la Depresión. Por ello, es de vital importancia entender y seguir estudiando esta área del cerebro.

 

Bibliografía

Del Abril Alonso, A., Ambrosio Flores, E., de Blas Calleja, M.A., Caminero Gómez, A.A., Lecumberri, C.G., y de Pablo González, J.M. (2016) Fundamentos de Psicobiología. 1ª edición. Madrid: Sanz y Torres.
Redolar, D. (Ed.) (2014). Neurociencia cognitiva. Madrid: Panamericana.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

enuresis diurna

Enuresis Diurna: Cuando se hace pipí por la mañana

Sobre la Enuresis Diurna en la Infancia.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo

Hablamos de enuresis diurna cuando se lleva a cabo la emisión voluntaria o involuntaria de pipí durante el día. En cualquier momento del día su hijo o hija puede hacerse pipí encima (en términos psicológicos, lo denominamos enuresis). A continuación os explicaremos aquí los tipos de enuresis y que os ayudará a resolver algunas dudas.

(más…)

Trastorno Específico Aprendizaje

¿Cómo es la evolución del Trastorno Específico del Aprendizaje con la edad?

Evolución del Trastorno del Aprendizaje a lo largo de los años.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo

El Trastorno Específico del Aprendizaje no presenta las mismas características a lo largo de los años. A continuación explicaremos las dificultades que caracterizan a tu hijo/a según la edad que tiene, y qué dificultades le pueden aparecer:

Los niños de 5-6 años 

Son incapaces de reconocer o escribir letras e incluso de escribir su propio nombre o pueden deletrear de forma inventada. Además, pueden tener problemas para separar en sílabas las palabras, para reconocer palabras que riman, para conectar las letras con sus sonidos y para reconocer fonemas.

Los niños de inicio de la escuela primaria (1r – 3r) 

Los niños con Trastorno Específico del Aprendizaje, con esta edad, tienen dificultad para aprender las correlaciones letra-sonido; la lectura en voz alta es lenta, imprecisa y con esfuerzo y hay problemas para entender la magnitud que representa un número hablado o escrito.

Además, tienen dificultad para leer palabras comunes de una sola sílaba y de reconocer palabras comunes que se deletrean de forma irregular (por ejemplo, “two” en inglés). También les cuesta poner números y letras en orden secuencial y las sumas y restas.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

A continuación os presentamos este vídeo sobre el trastorno específico del aprendizaje, que seguro que os ayudará a acabar de entender el artículo:

Los niños de los cursos medios (4to – 6to de primaria)

Pueden pronunciar mal o saltarse partes de las palabras largas con múltiples sílabas, confundiendo además palabras que suenen parecidas. Los niños con Trastorno específico del Aprendizaje Pueden tener problemas para recordar fechas, nombres y números de teléfono, así como de acabar a tiempo los deberes y exámenes. Expresan miedo a leer en voz alta y evitan hacerlo.

Los adolescentes

Continúan con una lectura lenta y mala ortografía. Pueden necesitar releer el material frecuentemente para entender la idea principal y tienen problemas para hacer inferencias a partir de un texto escrito.

Es muy importante realizar un buen diagnóstico del Trastorno Específico del Aprendizaje, con tal de llevar a cabo las adaptaciones metodológicas necesarias.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

tipos de tdah

Tipos de TDAH: ¿Cuántos subtipos existen?

Tipos de TDAH: subtipos inatento, hiperactivo-impulsivo y combinado.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo

Hemos de partir de la base que NUNCA encontraremos a 2 personas con TDAH que sean iguales, y esto es debido a que para diagnosticar TDAH se requieren cumplir un mínimo de 6 síntomas de inatención y pueden (o no) cumplirse un mínimo de 6 síntomas para hiperactividad/impulsividad. Por ello a continuación os hablaremos de los tipos de TDAH.

Para saber los criterios que pueden cumplirse os recomendamos visitar los criterios diagnósticos DSM V TDAH, para conocer más sobre los criterios y síntomas específicos para el diagnóstico del TDAH.

A continuación os compartimos un vídeo creado por Orientación Psicológica para entender más el TDAH:

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Inatento

Prevalecen síntomas relacionados con la falta de atención, como es la falta de atención a los detalles, parece no escuchar cuando se le habla, le cuesta seguir las instrucciones y no termina las tareas escolares, las dificultades para organizar las tareas y las actividades son muy marcadas, e intenta no iniciar tareas que requieran un esfuerzo mental sostenido.

Hiperactivo – Impulsivo

Tienen una marcada hiperactividad e impulsividad, explicado con la metáfora del motor: parece como si tuvieran un «motor en marcha».

Esta hiperactividad es continuada y tienen una dificultad marcada para controlarla.

La impulsividad se relaciona con inmiscuirse en asuntos de otros, dificultad para esperar el turno de palabra…

Combinado (Inatento e Hiperactivo – Impulsivo)

Se trata de la combinación de los dos anteriores subtipos.

Evolución del TDAH según la edad

También hay que tener en cuenta que los síntomas que predominan en los afectados de TDAH varía según la edad.

En la niñez los síntomas diferirán según la etapa escolar en la que se encuentre: en la etapa preescolar (antes de los 5 años) se trata de un niño muy hiperactivo, es decir, tendrá un nivel de actividad motora que será además de excesiva, inoportuna.

Durante la escuela primaria (de los 5 a los 11 años) el síntoma principal que mostrará será la inatención, siendo la etapa donde se realizan más diagnósticos.

Ya en la adolescencia el síntoma cardinal será la impaciencia (en forma de inquietud y nerviosismo), hasta llegar a la etapa adulta donde primará la impulsividad.

Que diverso es este trastorno, ¿verdad?. Su sintomatología cambia a lo largo del ciclo vital y es importante adaptarnos a las necesidades de cada momento.

 

Bibilografía

American Psychiatric Association. (2013). Diagnostic and statistical manual of mental disorders (5th ed.). Arlington, VA: Author.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

diagnóstico diferencial tdah

Diagnóstico Diferencial del TDAH

El diagnóstico diferencial en el TDAH.

Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Además de saber TDAH, también es importante saberlo diferenciar de otros trastornos con los que nos podemos confundir, puesto que comparten unas maneras de comportarse y de pensar que los hacen parecidos, pero la clínica que los caracteriza los hacen ser distintos.

Esto es lo que en clínica llamamos Diagnóstico Diferencial, y en el caso del TDAH es importante diferenciarlo de otros trastornos donde aparecen conductas desafiantes, oposicionistas… y con una marcada dificultad en las relaciones sociales.

Para ello, os compartimos un vídeo donde hablaremos del TDAH:

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Será importante el diagnóstico diferencial del TDAH con otros trastornos con una marcada conducta impulsiva y disruptiva. Para ello, también os queremos compartir el siguiente vídeo donde hablamos de las conductas disruptivas y de cómo diferenciarlas según el diagnóstico:

Trastorno negativista desafiante (TND)

Un ejemplo que podría ayudar a diferenciar el TDAH del TND sería el rechazo escolar (también presente en el TDAH). En el caso del TND, éste viene explicado porque no quieren aceptar las normas y las exigencias de los demás, mientras que en el TDAH es por el esfuerzo mental que deben de realizar, el olvido de las tareas, o la impulsividad.

En el caso del TND, se suele acompañar de una actitud desafiante, vengativa y rencorosa, mientras que en el TDAH la intencionalidad no lo hace característico, sino más bien su imprudencia, muy marcada por la impulsividad.

Trastorno explosivo intermitente (TEI)

Es característico del TEI un elevado nivel de hostilidad, además de agresiones tanto verbales como físicas, arrebatos de ira, pensamiento acelerado, bofetadas, sacudidas… síntomas que se alejan bastante de las características clínicas del TDAH.

Trastorno bipolar (TB)

Los cambios del estado de ánimo, que también aparecen en el TDAH, duran al menos 4 días, además de presentar un estado de ánimo elevado, expansivo o irritable.

En el caso del TDAH estos cambios del estado de ánimo son transitorios, y generalmente cambiantes a lo largo del mismo día. El TB es menos frecuente que el TDAH y presenta una clínica mucho más deteriorante.

Es muy importante llevar a cabo un buen diagnóstico diferencial, puesto que el diagnóstico nos marcará unas pautas de intervención.

¿Sabríamos, entonces, diferenciar el TDAH de estos tres trastornos? Para cualquier duda no olvides escribirnos a info@orientacionpsicologica.es

Bibilografía

American Psychiatric Association. (2013). Diagnostic and statistical manual of mental disorders (5th ed.). Arlington, VA: Author.

Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Recursos de Interés

Artículos Recomendados

Últimos Artículos