sexualidad

Fantasías sexuales, ¿qué beneficios tiene para una relación de pareja?

Fantasías sexuales, ¿qué beneficios tiene para una relación de pareja?

Beneficios de las fantasías sexuales y cuáles son las más habituales

Raúl Carrera Fernández - Doctoralia.es
Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Las fantasías sexuales son una parte normal y natural de la vida. Cuando hablamos de fantasías sexuales hacemos referencia a pensamientos o representaciones mentales de contenido sexual que nos resultan excitantes. Son una forma saludable de analizar nuestra sexualidad sin estar limitado por la realidad o las restricciones sociales. Tanto hombres como mujeres, solteros o casados, experimentan algún grado de fantasía sexual. La mente del ser humano es poderosa, curiosa y creativa, y la mayoría de las personas tienen la capacidad de recrear todo tipo de escenarios sexuales. Pueden ser desde historias muy elaboradas, mezcla de imágenes, pensamientos aislados que surgen de forma más espontanea o simplemente recordar y rememorar encuentros sexuales ya vividos. Y es que la imaginación no tiene límites en lo que al sexo se refiere.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

Tener una fantasía sexual no implica que la queramos llevar a cabo. A menudo fantaseamos con escenarios imposibles de recrear en la vida real o que simplemente no deseamos experimentar. Sólo algunas de ellas superan la barrera de la fantasía para convertirse en un deseo que nos gustaría ver materializado. Por eso es importante diferenciar entre fantasía sexual y deseo. La fantasía se concibe como algo que imaginamos, con situaciones que en la mayoría de ocasiones son improbables que terminemos llevando a cabo, no es algo que deseamos que realmente suceda. 

En el pasado, las fantasías sexuales tenían una connotación negativa, ya que estaban relacionadas con la falta de relaciones sexuales, obsesión o adicción al sexo, disfunciones sexuales e incluso con apetencias peculiares o gustos extraños.  Tampoco son un indicativo del grado de satisfacción sexual y no tienen nada que ver con los valores o la moralidad de la persona que fantasea eróticamente de forma habitual. Afortunadamente, poco a poco se van desterrando los mitos y falsas creencias en torno a la sexualidad, que impiden a hombres y mujeres disfrutar plenamente de ella, y esto se debe, en gran parte, al trabajo de la marca erótica Diversual, cuyo propósito es ayudar a que las personas vivan una sexualidad más libre y plena.

Fantasear sexualmente tiene múltiples beneficios para una relación de pareja, no solo durante el encuentro sexual sino también para la relación de pareja en general. Estos son algunos de los principales beneficios que aportan las fantasías sexuales:

  • Eleva la excitación durante la relación sexual.
  • Avivan el deseo.
  • Favorece el conocimiento sexual propio y de la pareja.
  • Estimula la creatividad y permite salir de la rutina o evitar caer en ella.
  • Sirve de prueba de sensaciones ante una práctica o situación sexual determinada que aún no hemos probado.
  • Aumenta la conexión con la pareja.
  • Son una herramienta sencilla que toda pareja puede usar.
  • Mejoran el placer y la respuesta sexual.

El deseo es una parte clave de la sexualidad y tener fantasías sexuales no sólo es normal, sino común y saludable. Tanto los hombres como las mujeres tienen fantasías sexuales y compartirlas puede contribuir a mejorar la calidad de su vida sexual y aumentar su autoestima.

Las fantasías sexuales más habituales

Según un estudio elaborado por los investigadores del departamento de Psicología de la Universidad de Quebec (Canadá), cuyos resultados fueron publicados en la revista Journal of Sexual Medicine, las fantasías sexuales más habituales y repetidas entre las mujeres son tener sexo en un lugar romántico (84,9%), mantener relaciones sexuales en lugares extraños o insólitos (81,7%) y participar en una experiencia en la que reciban sexo oral (78,5%). En el caso de los hombres, las fantasías más recurrentes son tener sexo oral (87,6%), hacer un trío con dos mujeres (84,5%) y tener sexo con alguien que no es su pareja (83,4%). Si bien hay muchos tipos de fantasías sexuales, todas tienen un tema en común: el deseo de explorar algo nuevo y emocionante.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

La importancia de los Analisis de ETS y la salud sexual

La importancia de los Analisis de ETS y la salud sexual

Qué son las ETS y la importancia de la atención preventiva.

Raúl Carrera Fernández - Doctoralia.es
Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

Por lo general, tratar temas relacionados con las ETS no se hace abiertamente o puede ser que aún exista algún tipo de tabú al explicárselo a población como la de los adolescentes. No obstante, con el paso de los años cada vez son más las campañas que se hacen para evitarlas, ya que el embarazo no es lo único que puede suceder tras mantener relaciones sexuales sin uso de preservativos.

Existen muchas enfermedades de transmisión sexual y algunas de ellas presentan síntomas mientras que otras no, e incluso pueden pasar años antes de que se hagan notar. Así pues, la salud de una persona con una ETS va desmejorando con el transcurso de los años y el no ser diagnosticadas a tiempo podrían perjudicar drásticamente al individuo.

Por esta razón, en el presente post podrás identificar la importancia de los análisis de ETS para tener una vida saludable.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

¿Qué es ETS?

Las siglas ETS significan Enfermedades de Transmisión Sexual, las cuales son infecciones que pueden afectar tanto a mujeres como a hombres. Éstas se presentan más comúnmente en personas que tienen relaciones sexuales sin protección, considerando que el preservativo es el único método que evita el contagio por transmisión sexual.

Por otra parte, aquellas personas que consumen drogas por vía intravenosa también corren el riesgo de contagio y hay enfermedades como la sífilis o el herpes que se transmiten por el contacto de la piel. Así pues, muchas de las ETS no tienen síntomas o requieren de muchos años para hacerse presente, por tanto, la manera más rápida para identificarlas es por medio de los análisis de ets, que consisten en una serie de pruebas de laboratorio en orina o sangre.

¿Para qué sirven los análisis de ETS?

Como se menciona en el apartado anterior, para poder identificar rápidamente una enfermedad de transmisión sexual, la persona debe realizarse una serie de análisis, que se encargarán de arrojar un diagnóstico y a partir de éste tomar el adecuado tratamiento y seguir con las indicaciones del médico.

Hay que tener presente que, mientras más rápido sea diagnosticada la enfermedad, mayores son las probabilidades de recuperarse, porque muchas de ellas se pueden curar por completo; mientras que en otras ocasiones es posible llevar una vida estable si se cumple con el tratamiento adecuado.

Importancia de los análisis de ETS

Muchas personas se cohíben a la hora de realizarse los análisis de ETS por temor a que los resultados sean positivos y este es un grave error que puede llegar a ser fatal. Es importante tener presente que según distintos estudios realizados la mayoría de las personas se contagian de ETS al menos una vez en la vida, por lo tanto, no se debe sentir vergüenza ni pena y lo mejor es acudir rápidamente al médico para que éste pueda establecer el tratamiento más idóneo.

En este sentido, la mejor manera de tener una vida saludable es por medio de la prevención que puede lograrse con el uso de preservativos y la realización de análisis de ETS, ya que estos últimos ayudarán a obtener un diagnóstico precoz.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos

Sexualidad y Salud Mental

Sexualidad y Salud Mental

Cómo influye el cuidado de la salud sexual en la salud mental.

Raúl Carrera Fernández - Doctoralia.es
Orientación Psicológica

Orientación Psicológica

Psicólogos especializados en trastornos del neurodesarrollo.

La sexualidad, entendida como el conjunto de condiciones anatómicas, fisiológicas y psicológicas que caracterizan a cada persona en función de su sexo, es un pilar básico en la salud mental. Asimismo, el constructo también hace referencia al apetito sexual y a los fenómenos emocionales y conductuales vinculados al sexo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) entiende la salud mental como «un estado de bienestar en el cual cada individuo desarrolla su potencial, puede afrontar las tensiones de la vida, puede trabajar de forma productiva y fructífera, y puede aportar algo a su comunidad». Los profesionales de la salud mental entendemos que ésta existe en el momento en que diferentes esferas vitales de la persona gozan de bienestar y estabilidad, eso es, la esfera familiar, la laboral, la social, entre otras, así como la sexual.

En los años 60 y 70, Masters y Johnson, considerados como unos de los primeros en estudiar y elaborar teorías sobre la sexología, expusieron que los problemas sexuales a nivel individual y conyugal conllevan a una insatisfacción que deriva en un deterioro personal y familiar significativo. En esta línea, numerosos estudios demuestran que el malestar sexual es una de las primeras fuentes de conflicto maritales.

Es por eso que creemos de especial relevancia difundir conocimiento acerca de la relación entre el deseo sexual y salud mental.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL

¿Cómo cuidar mi salud sexual?

La autoexploración es un primer paso en el recorrido del aprendizaje sexual. Es importante dedicar espacio y tiempo a la autoestimulación erótica con la finalidad de aprender del propio deseo sexual en el propio cuerpo. Potenciar el autoconocimiento en esta área propiciará una mayor expresión de nuestros deseos y, consecuentemente, facilitará la experimentación sexual placentera que deseamos.

Además, para cuidar la salud sexual también se pueden recurrir a estrategias cotidianas como planear encuentros eróticos, individualmente o en compañía, buscar estímulos que favorezcan el deseo y darse espacio para sentir y disfrutar, todo con la finalidad de conectar con la fantasía deseada.

Salud sexual y salud mental

Estudios científicos demuestran que las hormonas y sustancias químicas secretadas durante la práctica sexual pueden reducir los síntomas de la ansiedad y la depresión. Entre estas hormonas, se encuentran la dopamina, las endorfinas y la oxcitocina. Esto también sucede en el caso de realización de otras actividades placenteras, como por ejemplo la práctica de ejercicio físico. En ambos casos, se activa el sistema de recompensa y favorece significativamente el estado de ánimo.

A la vez, existen otras sustancias químicas que se ven disminuidas con la práctica sexual, concretamente el cortisol, que es la principal hormona que secretamos ante situaciones estresantes.

Conclusiones

No es la frecuencia en las prácticas sexuales ni la cantidad de ellas lo que repercutirá en tu salud mental y bienestar emocional, sino la comodidad y confianza con las que tengan lugar.

Cuidar de tu salud sexual y, por ende, de tu salud mental, es tan importante como cuidar de tu salud física, por eso te recomendamos que acudas a un sexólogo especializado en el caso de que no te encuentres satisfecho o satisfecha en esta esfera de tu vida.

CONTACTA CON NOSOTROS
Y SOLICITA TU TERAPIA ONLINE O PRESENCIAL
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn

Artículos Recomendados

Últimos Artículos